domingo, 18 de diciembre de 2011

sábado 17 de diciembre


Hoy, domingo, por primera en muchísimo tiempo (mucho, mucho) me desperté a las once menos cuarto de la mañana. Creo que la última vez que me desperté a esta hora fue cuando mi niño era bebé y no me dejaba dormir durante toda la noche.
Esta vez, la razón fue un poco más divertida, pero no menos agotadora.
Como suele suceder todos los años, queremos hacer todo a último momento ( y la experiencia no parece ayudar), y esto incluye las fiestas y ferias de fin de año. Y esto pasó ayer: fue el último workshop del año, la muestra de fin de año del taller y la feria de navidad.
Todo empezó a las seis y media de la mañana, armando todo lo que necesitaba para el resto del día. A las ocho y media ya estaba rumbo al taller que empezaba a las 10 de la mañana. Por suerte, las chicas hacen que uno se olvidé de todo y pudimos disfrutar de una hermosa mañana entre mates, galletitas, mucho charla y crochet de por medio.




Como les había contado (bah, no sé si les conté) estos últimos talleres fueron más bien "avanzados", así que practicamos un montón muñecos y técnicas, con esa hermosa pared de fondo que luego iba a ser el centro de atención de la muestra de fin de año.   


 Y hasta nos dimos el lujo de poder ver el maravilloso trabajo de una de mis primeras alumnas, Ana, que nos trajo la manta que fue tejiendo con muchísimas paciencia  y cariño durante todo el año. Una maravillosa muestra de lo que se puede hacer con mucha voluntad y amor. La verdad, es que no puedo estar más orgullosa y feliz. Conocí a gente maravillosa durante todo este año y no puedo estar más que agradecida con todos estas mujeres que compartieron tantas mañanas y tardes conmigo (y que tuvieron que soportar mi verborragia). Un millón de gracias y toda la felicidad del mundo para ellas, que obviamente espero que no se olviden de seguir pasando por el taller a tomar unos mates con Marina y conmigo!




Pero, como les venía contando, fue un día bastante agitado. Cuando terminó el taller, nos tocó ordenar un poco todo (en realidad fue Marina la que hizo todo el trabajo pesado, una genia), almorzamos y me fui corriendo a llevar las cosas a la feria. La muestra empezaba a las cinco y la feria a las seis, así que anduve corriendo de un lado a otro para no perderme de nada.

Y cuando volví al taller me encontré con un montón de gente que se había tomado el tiempo para pasar a visitarnos y ver las criaturas increíbles que habían hecho las chicas durante el año. Nunca una pared fue tan feliz.


 Así que comimos galletitas, charlamos un montón y hasta hubo sorteo! Una tarde genial y llena de sorpresitas.


Obviamente que llegué una hora y media tarde a la feria. Por suerte los chicos habían organizado un espacio super lindo en la terraza de Gorrión. Fue mi primera feria (ni les cuento los nervios, soy malísima como vendedora), pero tuve el privilegio de ser invitada por la gente de Monoblock a participar junto a las impresionantes creaciones de Greca (un montón de objetos, animales y accesorios creados a partir de botones reciclados y resina) y  la magia de Qubic (lo mejor que he visto hasta ahora en juegos para armar, el regalo perfecto de navidad para mi hijo!)










Realmente, un verdadero placer terminar el año rodeada de gente tan maravillosa y creativa que trabaja muchísimo, pero nunca deja de sonreir a pesar del cansancio y los altibajos que conlleva el trabajo independiente.
Así que este post va dedicado a todas estas personas, conocidas o no, que año a año se esfuerzan por llevar adelante sus sueños con muchísimo trabajo. Y, logicamente, a todas las personas que creen en nosotros y nos ayudan a seguir adelante.
Gracias!

9 comentarios:

  1. Un placer haber conocido en persona Yan! Acá tengo a mi Lucas colgadito en la pared. Otra vez mil gracias!!!! XD

    ResponderEliminar
  2. que día yan! mucho ♡ de por medio. :)

    ResponderEliminar
  3. El que quiere durazno que se aguante la pelusa, como decía mi abuela.
    :)
    No podés negar que vale la pena cansarse así, cuando estemos viejos ya dormiremos hasta tarde...
    Aunque no creo.

    ResponderEliminar
  4. Qué lindo todo!!!! las felicito!!!
    Beso!

    ResponderEliminar
  5. Excelente blog, felicitaciones. Desde hoy soy seguidora tuya.
    Un saludo muy cariñoso,
    Amparo

    ResponderEliminar
  6. Yo también me pasaría por tu taller si estuviese mas cerca pero vivo en Madrid (España)y seguramente te quitaría el título de charlatana pues como decimos por aquí, yo hablo por los codos.
    Un gran abrazo.

    Lola Valdívia

    ResponderEliminar
  7. he llegado por azar y me voy totalmente enamorada de tu trabajo...

    por supuesto, volveré, te sigo

    ResponderEliminar
  8. Fantásticos trabajos!! Es increíble tu taller!

    ResponderEliminar
  9. Bonito taller.Me encantaría poder participar, aunque lo veo bien difícil, dada la distancia. Felicidades a todas. Saludos muy cordiales

    ResponderEliminar